Vibrio Parahaemolyticus

Las  intoxicaciones alimentarias causadas por el patógeno Vibrio parahaemolyticus debido a la ingesta de moluscos bivalvos crudos o mal cocidos han producido tres grandes brotes a lo largo de Chile en la última década (Antofagasta 1998 con 293 casos, Puerto Montt 2003 con 1500 casos y varias ciudades de Chile en 2004 con más de 10.000 casos). Durante el año 2007 los casos notificados hasta el 24 de abril fueron 3.651, causando serios problemas al sistema de salud y exportaciones. La Red de 20 Laboratorios Ambientales de los SEREMI de Salud de cada región evalúa microbiológicamente con frecuencia semanal la presencia de Vibrio parahaemolyticus, detectando valores bajos y sin lograr caracterizar su virulencia. Estos antecedentes impiden a las autoridades de salud generar información para la toma de decisiones y refleja que es fundamental evaluar nuevas metodologías que identifiquen y cuantifiquen a los Vibrio parahaemolyticus virulentos en el alimento.

 

En este estudio se evaluaron tres diferentes aproximaciones como parte de una Evaluación de Riesgo de Vibrio parahaemolyticus en choritos crudos:

  1. Aislamiento de Vibrio parahaemolyticus durante un proceso de cosecha de bivalvos.
  2. Reaislamiento de enriquecidos en medio cromogénico y TCBs desde 5 regiones del país.
  3. Evaluación de la sobrevida del patógeno en muestras artificialmente contaminadas en el traslado entre Puerto Montt-Santiago bajo refrigeración.

En el proceso de cosecha solo se aisló Vibrio parahaemolyticus en muestras de Puerto Montt (Lat 41.4). Las muestras dieron negativas mediante el uso de agar selectivo TCBS y si hubo aislamiento desde agar cromogénico.

El proceso de fiscalización que realizan los laboratorios ambientales a lo largo de Chile, dieron positivas solo 11 muestras de 115 también de la zona de Puerto Montt. No hubo diferencia significativa en la carga promedio durante el transporte de 30 horas (1090 ufc/g en Puerto Montt y 1036 a las 30 horas en Santiago a 10ºC).

Estos datos sugieren:

  • Desarrollar y evaluar metodologías más selectivas desde muestras con gran variedad de carga microbiana de la especies de Vibrios como es el uso de agar cromogénico o técnicas moleculares que permitan asegurar la ausencia de falsos negativos.
  • Caracterizar los centros productores alrededor de la zona de Puerto Montt en relación a si tienen o no el patógeno.
  • Finalmente reforzar la fiscalización de la temperatura de transporte de los mariscos.