ISP alerta sobre los riesgos de los medicamentos que frecuentemente son comentados en redes sociales

Se trata de fármacos conocidos con los nombres de RIZE, CELEBRA, TRAMADOL, SENTIS y MENTIX.

Son los más comentados en redes sociales, están entre los medicamentos más consumidos por la población, algunos se pueden obtener sólo con receta retenida y seguramente los ha escuchado en su círculo de amigos, quienes incluso le pueden haber recomendado alguno de estos fármacos; nos referimos a un tranquilizante, un antiinflamatorio, un analgésico, un anorexígeno y un psicoestimulante, identificados con los siguientes principios activos: Clotiazepam, Celecoxib, Tramadol, Fentermina y Modafinilo.
Las personas que atraviesan por periodos de ansiedad o depresión, a menudo recurren a tranquilizantes que contienen el principio activo Clotiazepam por lo que su consumo se ha triplicado los últimos 5 años, pasando de 170.086 cajas el 2012 a 441.166 el 2017, según lo indicó IMS Health. Este medicamento se vende exclusivamente a través de receta médica retenida y la marca más comercializada es RIZE; se prescribe a pacientes que presentan una ansiedad generalizada. El consumo excesivo, o bien, el uso irresponsable, que no tiene la supervisión de un médico, incrementa el riesgo de reacciones adversas que se manifiestan como mareos, somnolencia, depresión del sistema nervioso central, dependencia del medicamento, reacciones alérgicas y problemas hepáticos.
Otro de los medicamentos más comentados es CELEBRA, un analgésico-antiinflamatorio que es recetado para pacientes con enfermedades articulares crónicas o tratamiento de dismenorrea. La venta de este medicamento, cuyo principio activo es el Celecoxib, se hace a través de receta médica y las reacciones adversas que puede ocasionar son a nivel gastrointestinal, cardiovascular, reacciones alérgicas, alucinaciones, problemas hepáticos o renales. Según IMS Health, las ventas de este principio activo han aumentado al doble en los últimos 5 años, pasando de 549.744 cajas el 2012 a 977.409 el 2017.
Dentro de los analgésicos más conocidos, tenemos a Tramadol, vendido bajo receta médica retenida. Sin duda éste es el medicamento opioide más vendido, es muy efectivo para disminuir el dolor agudo, pero sus efectos adversos producen depresión del sistema nervioso, alteración respiratoria, problemas en el funcionamiento del sistema digestivo, alteraciones neurológicas y dependencia. Los datos de IMS Health indican que el consumo de Tramadol en los últimos 5 años ha sido sostenido, con 966.379 cajas vendidas el 2012 y 1.145.603 el 2017.
La llegada del verano hace que  las personas busquen la forma más rápida de bajar de peso con el mínimo esfuerzo, y muchas optan por el consumo de adelgazantes con el principio activo Fentermina. Este fármaco actúa produciendo disminución o supresión del apetito, se despacha contra receta cheque y se usa para el tratamiento a corto plazo de la obesidad. En Chile el producto más consumido y conocido se llama SENTIS y las principales reacciones adversas que se le asocian son: insomnio, irritabilidad, golpe de calor, xerostomía (boca seca) y hemorragia, entre otros. La Fentermina ha aumentado mucho su consumo los últimos 5 años, pasando de 3.565 cajas el 2012 a 970.574 el 2017.
Es frecuente que, al término de cada semestre académico, se hable del medicamento MENTIX, un psicoestimulante que debe ser prescrito por un médico, a través de receta retenida, para tratar el déficit atencional o la somnolencia excesiva. Los efectos adversos del principio activo Modafinilo consisten en cefalea, nauseas, depresión, nerviosismo y dependencia del medicamento. Según IMS Health, este principio activo ha tenido un consumo constante en los últimos 5 años, con 48.565 cajas vendidas el 2012 y 49.400 el 2017. 
Los elevados consumos asociados a estos medicamentos que requieren receta médica simple, retenida o incluso cheque para su despacho, hacen pensar que una buena parte de este consumo puede estar haciéndose sin supervisión médica. El ISP hace un llamado a la población a no automedicarse, a consultar un médico si se presenta algún problema de salud que requiera medicamentos y a respetar el tratamiento prescrito por el profesional de la salud.

Son los más comentados en redes sociales, están entre los medicamentos más consumidos por la población, algunos se pueden obtener sólo con receta retenida y seguramente los ha escuchado en su círculo de amigos, quienes incluso le pueden haber recomendado alguno de estos fármacos; nos referimos a un tranquilizante, un antiinflamatorio, un analgésico, un anorexígeno y un psicoestimulante, identificados con los siguientes principios activos: Clotiazepam, Celecoxib, Tramadol, Fentermina y Modafinilo.

Las personas que atraviesan por periodos de ansiedad o depresión, a menudo recurren a tranquilizantes que contienen el principio activo Clotiazepam por lo que su consumo se ha triplicado los últimos 5 años, pasando de 170.086 cajas el 2012 a 441.166 el 2017, según lo indicó IMS Health. Este medicamento se vende exclusivamente a través de receta médica retenida y la marca más comercializada es RIZE; se prescribe a pacientes que presentan una ansiedad generalizada. El consumo excesivo, o bien, el uso irresponsable, que no tiene la supervisión de un médico, incrementa el riesgo de reacciones adversas que se manifiestan como mareos, somnolencia, depresión del sistema nervioso central, dependencia del medicamento, reacciones alérgicas y problemas hepáticos.

Otro de los medicamentos más comentados es CELEBRA, un analgésico-antiinflamatorio que es recetado para pacientes con enfermedades articulares crónicas o tratamiento de dismenorrea. La venta de este medicamento, cuyo principio activo es el Celecoxib, se hace a través de receta médica y las reacciones adversas que puede ocasionar son a nivel gastrointestinal, cardiovascular, reacciones alérgicas, alucinaciones, problemas hepáticos o renales. Según IMS Health, las ventas de este principio activo han aumentado al doble en los últimos 5 años, pasando de 549.744 cajas el 2012 a 977.409 el 2017.

Dentro de los analgésicos más conocidos, tenemos a Tramadol, vendido bajo receta médica retenida. Sin duda éste es el medicamento opioide más vendido, es muy efectivo para disminuir el dolor agudo, pero sus efectos adversos producen depresión del sistema nervioso, alteración respiratoria, problemas en el funcionamiento del sistema digestivo, alteraciones neurológicas y dependencia. Los datos de IMS Health indican que el consumo de Tramadol en los últimos 5 años ha sido sostenido, con 966.379 cajas vendidas el 2012 y 1.145.603 el 2017.

La llegada del verano hace que  las personas busquen la forma más rápida de bajar de peso con el mínimo esfuerzo, y muchas optan por el consumo de adelgazantes con el principio activo Fentermina. Este fármaco actúa produciendo disminución o supresión del apetito, se despacha contra receta cheque y se usa para el tratamiento a corto plazo de la obesidad. En Chile el producto más consumido y conocido se llama SENTIS y las principales reacciones adversas que se le asocian son: insomnio, irritabilidad, golpe de calor, xerostomía (boca seca) y hemorragia, entre otros. La Fentermina ha aumentado mucho su consumo los últimos 5 años, pasando de 3.565 cajas el 2012 a 970.574 el 2017.

Es frecuente que, al término de cada semestre académico, se hable del medicamento MENTIX, un psicoestimulante que debe ser prescrito por un médico, a través de receta retenida, para tratar el déficit atencional o la somnolencia excesiva. Los efectos adversos del principio activo Modafinilo consisten en cefalea, nauseas, depresión, nerviosismo y dependencia del medicamento. Según IMS Health, este principio activo ha tenido un consumo constante en los últimos 5 años, con 48.565 cajas vendidas el 2012 y 49.400 el 2017. 

Los elevados consumos asociados a estos medicamentos que requieren receta médica simple, retenida o incluso cheque para su despacho, hacen pensar que una buena parte de este consumo puede estar haciéndose sin supervisión médica. El ISP hace un llamado a la población a no automedicarse, a consultar un médico si se presenta algún problema de salud que requiera medicamentos y a respetar el tratamiento prescrito por el profesional de la salud.

ISPCH