Especialista del INEI de Argentina capacitó en Vigilancia de la Resistencia a los Antibióticos

30/11/2011

Uno de los mayores retos sanitarios de la actualidad (30/11/2011)
El Bioquímico Marcelo Galas, Jefe del Departamento de Bacteriología del Instituto Nacional de Enfermedades Infecciosas (INEI) “Dr. Carlos Malbrán” de Argentina, realizó una capacitación a los profesionales de la sección Bacteriología del Instituto de Salud Pública de Chile.

Con el propósito de mejorar la capacidad analítica, detectando correctamente la resistencia antimicrobiana, para luego comunicarla  oportunamente al médico y lograr un tratamiento más eficiente en los pacientes, son los objetivos principales de la capacitación realizada por el Bioquímico Marcelo Galas, Jefe del Departamento de Bacteriología del Instituto Nacional de Enfermedades  Infecciosas (INEI) “Dr. Carlos Malbrán” de Argentina, a los profesionales de la sección Bacteriología del Instituto de Salud Pública de Chile.

Desde el año 2000 el INEI es referencia regional para la Organización Panamericana de la Salud (OPS), y  a través de ese rol coordina la vigilancia de la resistencia a los antimicrobianos, organiza  programas externos a la calidad, suministra periódicamente normas actualizadas para las pruebas de sensibilidad, publica los resultados de la vigilancia de la resistencia, diseña y coordina proyectos de investigación y brinda capacitación a los profesionales de la red. En este último, los talleres son diseñados exclusivamente para los países que integran la red, en los que se discuten los resultados obtenidos y el análisis de las dificultades que hayan detectados los integrantes.

En este contexto, Marcelo Galas explica que la resistencia a los antibióticos supone uno de los mayores retos sanitarios del siglo XXI, dado que las bacterias han sido capaces de desarrollar mecanismos de evasión a la acción de los antimicrobianos, lo que se conoce como “resistencia a los antibióticos”. Con el tiempo este fenómeno ha ido en aumento y las bacterias ya no son sólo capaces de resistir a una familia de antibióticos, sino que pueden acumular mecanismos de resistencia, y convertirse en bacterias multiresistentes.

“A nivel mundial este tema es un drama, dado que hay un escaso control en la venta de antibióticos además de su consumo abusivo, lo cual genera un aumento en la resistencia antimicrobiana. Esperamos que el trabajo que realizamos con los países de la red contribuya en la prevención y en el control de las infecciones y de la resistencia”, señala Galas.

El Bioquímico precisa que “Chile es pionero en este tema dentro de los países de la región. Hace ocho años hizo exigible la legislación relativa a la venta bajo receta retenida, lo cual permitió bajar el consumo de antibióticos que en muchos pacientes era innecesario. De esta manera, ha promovido el uso adecuado y correcto de los medicamentos en la población, evitando su utilización inapropiada o injustificada”.

Explica que los países latinoamericanos y del sudeste asiático son los que presentan las más altas situaciones de resistencia antimicrobiana. “Cada vez tenemos menos antibióticos nuevos, y los que existen, han perdido vigencia dado que las bacterias se han vuelto más resistentes. En algunos casos, con algunos gérmenes y en algunas situaciones particulares, estamos volviendo a la época pre antibiótica. Casi no hay alternativas de tratamiento para algunos pacientes,  por lo que hay que cuidar las alternativas que tenemos porque el futuro no parece muy prometedor”.

Marcelo Galas valoró el trabajo de coordinación realizado por el Instituto de Salud Pública de Chile a la red de laboratorios clínicos a nivel nacional, destacando su rol de vigilancia de alta efectividad y eficiencia, destacándose incluso a nivel latinoamericano.